¿Cuáles son los beneficios del aloe vera?

El aloe vera es una planta que se parece a un cactus, pero en realidad pertenece a la familia de las liliáceas. Crece en África, Asia y las zonas más cálidas de América y Europa. El tipo particular de Aloe Vera utilizado para los remedios naturales tiene el nombre latino de Aloe barbadensis y sus hojas tienen un gel que está lleno de propiedades terapéuticas.

Aloe Vera

El aloe se utiliza con fines medicinales desde hace más de 6.000 años. Los antiguos egipcios lo utilizaban para curar heridas de batalla y sanar infecciones. Los antiguos griegos lo utilizaban para aliviar ampollas, quemaduras y úlceras en las piernas, además de para curar los trastornos intestinales. Hoy en día se encuentra en productos sanitarios en forma de geles, zumos y lociones, y también como componente de ciertos productos cosméticos.

  • Todas las vitaminas (excepto la vitamina D).
  • Enzimas que ayudan a la digestión y reducen la inflamación.
  • Los minerales necesarios para el funcionamiento de las enzimas.
  • Azúcares de cadena larga que ayudan a reequilibrar el tracto digestivo.
  • Saponinas, que tienen un efecto antimicrobiano contra bacterias, virus, levaduras y hongos.
  • Veinte de los 22 aminoácidos (incluidos siete de los ocho aminoácidos esenciales que el organismo no puede fabricar).

¿Lo sabías?

Se cree que el efecto sinérgico de los ingredientes es lo que da al Aloe Vera su propio poder. Hace poco que la comunidad científica ha comenzado a realizar estudios adecuados sobre el Aloe Vera, pero los resultados obtenidos hasta ahora son alentadores. Parece tener propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y curativas. En un estudio se descubrió que tenía un efecto beneficioso en la reducción de los factores de riesgo entre los pacientes con enfermedades cardíacas.

Otro estudio, iniciado en 2005 en la Universidad de Strathclyde, explora los efectos del Aloe Vera frente a superbacterias como el SARM, tras descubrir que tiene el poder de destruir bacterias como la E. coli. Curar pequeños cortes, picaduras de insectos, rozaduras y heridas. Curar y arreglar el tejido de la piel después de las quemaduras, incluyendo las quemaduras de sol. Curar enfermedades de la piel como el eczema, la psoriasis, el acné y el picor en general. Usos cosméticos como la hidratación y la mejora de la elasticidad de la piel. Afecciones relacionadas con el sistema inmunitario, como el asma, la fiebre del heno e incluso el síndrome premenstrual.

Palabras finales

Protección general (como antioxidante) contra los radicales libres. Puedes cultivar tu propia planta de Aloe Vera en el interior y utilizarla como remedio rápido para quemaduras y rozaduras leves. Basta con romper una hoja y aplicar el gel directamente. Si va a comprar un producto de Aloe Vera, compre siempre los producidos con Aloe Vera puro 100%. Tenga en cuenta el Sello de Aprobación del Consejo Científico Internacional del Aloe como guía. A las bebidas de Aloe Vera se les pueden añadir aromas naturales de frutas para hacerlas más apetecibles, pero evite las que contienen aromas y colorantes artificiales.

Deben evitarse los zumos claros, ya que significa que la pulpa (que contiene gran parte de los beneficios) se ha colado. También hay que evitar los productos que utilizan la planta entera, ya que la hoja exterior contiene un látex que tiene un fuerte efecto laxante. Si tiene efectos secundarios, como diarrea, debe reducir la dosis y pensar en cambiar de solución. Las palabras "gel" y "zumo" suelen utilizarse indistintamente, por lo que algunas bebidas pueden describirse como tinturas. Si se toma Aloe Vera internamente, se suele elegir entre 2 fl oz (60 ml) y 6 fl oz (180 ml) al día, dependiendo de la gravedad de la afección. Si comienza con una dosis alta, deberá disminuir a las dosis más bajas en unas seis semanas.

 

¿Le ha resultado útil este artículo?

Artículos relacionados